Dificultades de aprendizaje

No permitas que el problema se haga mayor y se convierta en un obstáculo en la vida. Podemos valorarlo y darle solución.

Dificultades de aprendizaje

Las dificultades de aprendizaje pueden existir a cualquier edad, desde los más pequeños, pasando por jóvenes e incluso en adultos.

Dichas dificultades pueden afectar enormemente la vida de las personas, a veces se piensa que con el tiempo se solucionarán y esperando a que eso suceda se llega a la edad adulta con repercusiones de muy diversa índole que pueden suponer una insatisfacción personal, de relación con los demás y de desempeño académico y laboral.

Todas estas consecuencias pueden ocurrir si no se trata bien y a tiempo porque hay que tener en cuenta que estas dificultades pueden llegar a ocasionar muchos síntomas de ansiedad, depresión y baja autoestima, entre otros como aislamiento, dificultad para relacionarse con iguales, problemas en las relaciones familiares, etc.

Existen muchos motivos por los que un niño/a puede obtener un  bajo rendimiento escolar que conviene valorar siempre para poder aplicar la solución más adecuada en cada caso: 

  • En ocasiones simplemente es necesario un seguimiento cercano para ayudar a salvar algunas dificultades, en cuanto al nivel de conocimiento, que han dejado lagunas de aspectos básicos, o no tan básicos que producen un retraso en relación al nivel actual general de la clase.  Este sería el caso de un apoyo escolar básico.
  • En otras ocasiones ese bajo rendimiento puede tener otros componentes más complejos, son los casos de un problema de aprendizaje muy específico como una dislexia, discalculia, dificultades de lecto-escritura, TDAH (Trastorno por déficit de atención e hiperactividad)
  • También puede existir una incorrecta o nula organización, planificación, y/o falta de técnicas de estudio.
  • Otras veces se aprecia un cambio importante en la motivación, hábitos y en la actitud que puede estar escondiendo otros problemas de relaciones sociales, familiares,  bullying o acoso escolar, etc. que repercuten profundamente en el rendimiento escolar y que es necesario analizar y tratar adecuadamente.

 En cualquiera de estos casos  en Psicofisio podemos ayudar a que las personas consigan el rendimiento adecuado evaluando bien el problema de fondo y poniendo los medios apropiados para solventarlo de manera que no ocurra, como a veces nos encontramos en consulta, con adultos que han crecido "como han podido" con su hiperactividad, déficit de atención, dislexia, acoso escolar, etc. y aún continúan con ello, con sus síntomas y características, llegando a afectarles en muchos ámbitos de su vida, no sólo en el académico si no también en el familiar y en el desempeño laboral.